Ben Affleck ha sacado sus pertenencias de la mansión que compartía con Jennifer López en Beverly Hills. Así lo ha confirmado en exclusiva a PEOPLE una fuente cercana a la pareja.

“Ben sigue viviendo en su vivienda alquilada de Brentwood rental. Lleva ahí dos meses,” explicó otra fuente.

“Se le ve bien. Va a la oficina todos los días y al parecer está muy enfocado en su trabajo. También está pasando mucho tiempo con sus hijos”.

La noticia surge justo después de que la actriz y cantante de 54 años fuese captada de vuelta en Los Ángeles tras su comentadísimo paso viaje a Italia y Francia en el que su marido brilló por su ausencia.

Y lo que es peor: fue captado en L.A. sin su anillo de casado, avivando las llamas al runrún de un potencial divorcio.

En fotos de paparazzi La Diva del Bronx luce tensa a bordo de un auto.

En otra imágenes es cubierta completamente por el saco de uno de sus guardaespaldas quien evitó a toda costa que los paparazzi la retrataran.

Jennifer López y Ben Affleck se casaron en julio del 2022 luego de reiniciar su idílico y mediático romance de la década de los 2000.

Según reportó The Wall Street Journal la pareja adquirió la famosa mansión de Beverly Hills por $61 millones de dólares y hace aproximadamente un mes la pusieron a la venta.

Fuentes contaron a PEOPLE que el motivo de la venta no era una crisis matrimonial sino que “a Ben nunca le gustó la casa” y que estaba “demasiado lejos de sus hijos”.

En cuanto a JLO se asegura que ella tampoco se la quiso quedar porque “estaba demasiado grande para ella”. Tuvo buen ojo.

Imagen principal vía Archivo

Share This