En julio de 2023 llegó a los cines la esperadísima película de Barbie, en la que Margot Robbie (Dalby, Australia, 34 años) no solo ejercía como la gran protagonista, sino también como productora, junto a su marido, Tom Ackerley (Surrey, Reino Unido, 34 años).

El filme fue un éxito rotundo, recaudó 1.445 millones de dólares en todo el mundo y se convirtió en la película más taquillera del año.

Un año después del estreno, tras mucha promoción, decenas de alfombras rojas y galas de premios, la pareja disfruta de unas tranquilas vacaciones en Italia, donde han sido fotografiados dando un paseo en barca por el lago Como.

En las fotos, ella luce una incipiente barriga de embarazada.

People confirmó el domingo 7 de julio que Robbie y Ackerley esperan su primer hijo, según han ratificado al medio estadounidense “múltiples fuentes”, entre las que no se encuentran los protagonistas de la noticia ni sus representantes, siempre discretos con su vida privada.

Igual de discretos fueron con el inicio de su romance y con su boda.

Lo mantuvieron en privado y no anunciaron su compromiso públicamente, hasta que en 2016 contrajeron matrimonio en Byron Bay (Australia) delante de poco más de 20 personas y alejados de cualquier foco mediático.

La actriz de El lobo de Wall Street o Babylon y el productor se conocieron en 2013 en el rodaje del drama Suite francesa, donde ella interpretaba el papel de Celine y él trabajaba como ayudante de dirección.

Primero fueron solamente amigos y fundaron juntos la productora LuckyChap, con un equipo de producción de cuatro personas que también incluye a la amiga de la infancia de Robbie, Sophia Kerr, y a Josey McNamara.

La compañía ha producido varias películas y series de televisión, entre las que se incluyen Yo, Tonya, Aves de presa y Barbie, todas ellas protagonizadas por Robbie.

“Estaba soltera y la idea de tener una relación me daba ganas de vomitar. Con Tom fuimos amigos por mucho tiempo y siempre estuve enamorada de él. Pensaba: ‘Nunca me querrá’.

Pero un día dije: ‘No seas estúpida, dile que te gusta”, explicó la actriz en una entrevista en 2016 para Vogue.

En junio de este año dieron una entrevista conjunta ―algo muy poco común en ellos― por el lanzamiento de su nueva marca de ginebra y Ackerley reveló que pasan “24 horas al día” juntos. “Es perfecto”, dijo Ackerley al medio británico cuando se le preguntó cómo separan los negocios y el placer.

“No tenemos un interruptor para encender y apagar. Todo se ha convertido en una sola cosa”. De eso hace apenas un mes, y por entonces no se sospechaba nada todavía sobre un posible embarazo de la actriz.

El futuro bebé viene en la época de mayor bonanza para el matrimonio.

Como productora de la película y su estrella, Robbie cobró aproximadamente el 12,5% de todas las ganancias finales de Barbie, que Forbes estima en más de 60 millones de dólares ―unos 55 millones de euros―, convirtiéndose en la segunda intérprete (y la más joven) mejor pagada de 2023 (solo por debajo de Adam Sandler).

El portal especializado Celebrity Net Worth estima la fortuna de él en cuatro millones de dólares —3,7 millones de euros―.

En cuanto a próximos proyectos, ella forma parte del reparto de A Big Bold Beautiful Journey, una película que se estrenará en 2025 y en la que compartirá protagonismo con Colin Farrell.

A él se le atribuyen seis nuevos proyectos en fase de producción, según la web especializada en cine IMDb.

Imagen principal vía Archivo

Share This