Hace varios días Vanessa Bryant tuvo que enfrentarse durante tres horas en la corte, en el cual expresó todo el dolor que sintió, tras descubrir que algunos policías del Departamento del Sheriff, de Los Ángeles, presuntamente compartieron imágenes de KobeGianna y las otras 7 víctimas del terrible accidente ocurrido en enero del 2020.

«Me sentí sorprendida, devastada, herida y traicionada» aseguró Bryant, quien dijo que vive: «con miedo todos los días de que aparezcan esas imágenes» en las redes sociales.

«Quiero recordar a mi marido y a mi hija de la manera que siempre fueron», explicó Vanessa y también agregó que: «No quiero ver estas fotografías. ¡Tengo tres hijas pequeñas!», refiriéndose a Capri, de 3 años de edad, Bianka, de 5 años y, Natalia, de 19 años.

Por esta razón, inició esta batalla legal contra el Condado de Los Ángeles, por negligencia e invasión de la privacidad en un momento tan delicado.

Asimismo, se dio a conocer algo que Bryant no había dicho hasta la presente fecha y, se trató del momento cuando le suplicó al oficial, Alex Villanueva que protegiera la zona del accidente.

«Si no puedes traer a mis amores de regreso, ¿Podrías por favor proteger el área?», recordó con exactitud la esposa del difunto jugador de baloncesto, sin embargo, esta petición no fue llevado a cabo.

«Confié en que no lo harían», comentó Vanessa Bryant devastada. Por otro lado, también se enfrentó al personal de emergencia, debido que, ellos fueron los que fallaron: «aprovechándose de que su padre no estaba allí para protegerla. Él ya estaba en la morgue», concluyó.

Crédito de imagen principal vía Flickr

Share This