Scarlett Johansson expresó su indignación tras descubrir que la nueva voz sintética de ChatGPT-4 se parecía a la suya. OpenAI suspendió el uso de la voz “Sky” después de recibir críticas.

La actriz estadounidense, Scarlett Johansson, ha denunciado en una entrevista con CNBC que el director general de OpenAI, Sam Altman, utilizó una voz similar a la suya para su ‘software’ de voz de inteligencia artificial a pesar de ella había rechazado su invitación para utilizarla.

Johansson afirmó que Altman se puso en contacto con ella el pasado mes de septiembre y luego otra vez dos días antes de que anunciara ChatGPT-4o el 13 de mayo.

“Tras pensarlo mucho y por motivos personales, decliné la oferta”, señaló.

“Nueve meses después, mis amigos, mi familia y el público en general notaron lo mucho que se parecía a mí el nuevo sistema llamado Sky”, aseveró la actriz, agregando que “estaba sorprendida, enfadada e incrédula de que el señor Altman persiguiera una voz que sonaba tan extrañamente similar” a la de ella.

Por su parte, Altman especificó que “la voz de Sky no es la de Scarlett Johansson, y nunca se pretendió que se pareciera a la suya”.

“Por respeto a la señora Johansson, dejamos de utilizar la voz de Sky en nuestros productos. Lamentamos no habérselo comunicado mejor a la señora Johansson”, indicó el director general de OpenAI.

El debut público de Sky tuvo lugar la semana pasada en San Francisco, donde Mark Chen, líder de investigación en OpenAI, realizó una demostración en vivo. De acuerdo con Deadline, este asistente combina las habilidades conversacionales del chatbot ChatGPT con la capacidad sonora de un asistente de voz como Siri de Apple, permitiendo incluso responder a preguntas matemáticas y manejar imágenes y vídeos simultáneamente.

Imagen principal vía Wikimedia Common

Share This